Programa de mentoría propicia la formación integral de los estudiantes sanfernandinos

“Los estudiantes universitarios no son máquinas de aprender son personas, y como tal tienen una serie de problemas más allá de aprender, que pueden ser tan limitantes que afectan el aprovechamiento de la carrera que están estudiando. Entonces, un estudiante con capacidades, debido a sus problemas personales puede fracasar, de ese modo, la sociedad pierde un elemento valiosísimo, manifiesta el Dr. Alberto Perales, co director del Programa de Mentoría de nuestra Facultad de Medicina y docente extraordinario experto de nuestra universidad, quien comparte con nosotros cómo se dio la implementación de este programa, las estrategias que implementa y los desafíos que enfrenta en esta coyuntura sanitaria.

El Dr. Alberto Perales comenta que, en el año 2010 junto con el grupo de investigación del Instituto de Ética en Salud (IES), realizó un estudio que reportó que un tercio de estudiantes ingresaban a la universidad ya con diversos problemas personales, lo que les generaba una serie de problemas de salud mental que, por su edad, limitaba su desarrollo humano. “El entorno puede vulnerar la existencia del estudiante y generar problemas de salud mental” señala.

Por eso, él plantea como objetivo de la universidad peruana el centrarse en el estudiante, evaluarlo como persona y ayudarlo a superar sus problemas para que se pueda convertir en una mejor persona, un mejor profesional y una ayuda a la sociedad. Entonces, con la finalidad de ayudar a los estudiantes con dificultades en el plano personal y familiar en su desarrollo integral, se creó el programa de mentoría. 

Respecto a la diferencia entre el programa de mentoría y la tutoría, el docente extraordinario experto indica que la mentoría aborda también el problema académico, al igual que la tutoría, pero desde otra perspectiva. “El fracaso académico proviene de un fracaso personal. El programa de mentoría ayuda a la persona para que pueda rendir mejor”, manifiesta.

El programa debido a la coyuntura sanitaria inició, con la promoción 2019, en el segundo semestre del año 2020 de forma virtual. Por este satisfactorio paso a la virtualidad, el Dr. Perales agradece a los directores de las escuelas profesionales y a los estudiantes, en especial a los delegados. Por otro lado, acota que se reportó en otros programas de mentoría, una resistencia estudiantil, situación que no se evidencia en San Fernando, pero que están estudiando para poder abordarlas si se dieran a futuro.

 

Desafíos del Programa de Mentoría

El programa de Mentoría está compuesto por un equipo multidisciplinario, el Dr. Juan Mezzich, el Dr. Manuel Izaguirre, la Dra. Martha Martina, la Lic. Anita Luján, ambas enfermeras, el Dr. José Josan y también lo integraba el Dr. Carlos Saavedra, quien lamentablemente falleció a consecuencia de la pandemia. El programa realiza una labor agotadora y la virtualidad lo hace más pesado. “Tenemos que cuidar el elemento humano. Por eso, implementamos estrategias de supervisión y reuniones continuas de coordinación con los mentores”, indica el Dr. Perales. Otro desafío que enfrenta el Programa de Mentoría es garantizar la continuidad del mismo, debido a que surgen elementos difíciles de manejar y los recursos son limitados. Sin embargo, el Dr. Perales destaca la capacidad creativa y profesional del equipo para vencer las limitaciones.

“El problema del Perú es un problema de personas, personas que no han llegado a desarrollarse totalmente como personas y, por lo tanto, asumen la vida con una disminuida responsabilidad, tenemos un gran número de personas que no tienen las responsabilidad y la integridad necesaria no porque sean malas personas, simplemente, porque su desarrollo como persona no está completo… Ese es el problema del Perú, el desarrollo humano incompleto en un gran número de personas”, reflexiona el Dr. Perales en torno a una realidad presente en nuestra sociedad que pone aún más peso en la labor de mentoría.

 

Estrategias que implementa el Programa de Mentoría

Una estrategia importante del programa consiste en fortalecer el vínculo humano entre el mentor y el estudiante mediante el acompañamiento. “El ser humano pequeño necesita de otro adulto para poder desarrollarse…  Este no es alguien que le enseñe más, es alguien que le acompañe en el transcurso de la vida… El acompañamiento humano es un principio básico de la humanidad junto a la solidaridad humana”. En base a estos principios, el alumno es acompañado por alguien que le da cariño y atención, que le dedica tiempo y, al mismo tiempo, puede deliberar con él cuáles son las posibles respuestas a lo que se le presenta. Ese alguien es el mentor.

El programa se desarrolla a través de módulos para evaluar la salud general del estudiante, dentro de los módulos está la evaluación al mentorando, la evaluación de la forma como la mentoría se beneficia de las técnicas del coaching. 

Además, el programa es apoyado por una  red de asistencia, el Preventorio del Desarrollo Humano del IES. Cuando un estudiante está en una dificultad mayor, el mentor lo refiere al preventorio y es evaluado por los profesionales de salud mental. Hay estudiantes que pueden desarrollar una conducta suicida, a ellos los podemos referir a un tratamiento profesional especializado, y otros son atendidos por psiquiatras del instituto. El IES con la dirección del Dr.  Rivera nos da un gran apoyo junto con el Dr. James Amaro que se encarga de la evaluación de los estudiantes, señala el Dr. Perales.

Lo que contribuye al éxito de este programa es la buena comunicación con las autoridades, tanto el rector de la universidad, el Dr. Sergio Ronceros, ex decano, y el Dr. Luis Podestá han apoyado al programa que cuenta con 34 docentes capacitados para ser mentores, manifiesta el Dr. Perales.

La potencia que tiene este programa para ayudar a los estudiantes a ser buenos profesionales y convertirse en buenas personas, en bien de ellos mismos, es muy grande y las autoridades son parte del programa, lo apoyan por convicción propia porque es una propuesta innovadora que va más allá de lo que cualquier otra universidad puede estar haciendo por sus estudiantes, finaliza.

wpChatIcon