Síguenos en redes Sociales

  facebookunmsmmedicina mail1 unmsm

Dr. Herman Vildózola Gonzáles

Decano de la Facultad de Medicina de San Fernando UNMSM

 

En la última década se han popularizado algunos términos en el mundo empresarial, universitario, institucional, tales como Calidad Total. Excelencia, Reingeniería, etc., que en realidad son palabras que expresan fundamentalmente un concepto: “Cambiar para mejorar”, para mejorar nuestra institución o empresa en función del cliente o usuario. Podríamos decir que tanto para las instituciones públicas como privadas la palabra de moda es Excelencia, al punto que diversas organizaciones como municipalidades, universidades y empresas lo usan como parte de sus lemas que buscan que los identifiquen por esa cualidad; sin embargo, muy pocas instituciones pueden ser calificadas como excelentes, por lo que es más realista decir que ese autocalificativo es más un deseo de sus dirigentes y que lo justo sería afirmar que están en busca de la excelencia; pero es evidente que sí están trabajando en ese propósito ya tienen una ventaja frente a sus competidores, pues significa que están en un proceso de cambio permanente para mejorar y así alcanzar la Excelencia; pero ¿Qué es la Excelencia? ¿Cuáles son los requisitos que debemos cumplir para que el gran jurado que es la comunidad a la cual servimos nos dé ese calificativo? Es difícil definirlo, pero los estudiosos del tema nos dan algunas pautas de cómo son las organizaciones exitosas que alcanzaron la Excelencia; poseen una gran visión expresado en una estrategia de servicio; preferencia para hacer las cosas antes que repetir numerosos ciclos de análisis y reportes de comités; están en contacto estrecho con el cliente aprendiendo sus preferencias; funcionan como una organización horizontal con autonomía para la toma de decisiones y la creatividad en las diferentes secciones de la institución; desarrollan una alta productividad en sus empleados, motivándolos a realizar sus mejores esfuerzos para el éxito de la empresa que a su vez, redundará en un premio para ellos; equilibran la alta tecnología con alto tacto, es decir ajustan sus sistemas y métodos al factor personal; finalmente la Excelencia es un valor por lo tanto involucra un concepto ético y en el enfoque del compromiso dinámico de la organización hace que la ética pase de una posición marginal de la teoría de la administración al centro de la misma.

Si las instituciones de Excelencia están integradas por seres excelentes, entonces debemos aspirar a tener profesores excelentes, estudiantes excelentes, trabajadores administrativos excelentes, es decir, seres que encuentran en el privilegio diario de su trabajo la opción para su realización, seres que ejercen plenamente su libertad y son responsables de cada una de sus acciones, seres que tienen la humildad para aprender y buscar así su superación día a día, seres que viven guiados por los principios universales inherentes al hombre como la honestidad, la integridad, el respeto, la justicia y el amor, en fin, seres que busquen trascender a su tiempo legando a las generaciones futuras un mundo mejor, entonces con justa razón la comunidad a la que servimos nos calificará como la Universidad de la Excelencia.

Somos conscientes que en nuestro país es infinitamente más difícil para las instituciones públicas alcanzar la Excelencia, pues están gobernadas por leyes y normas dictadas en un contexto dominadas por la cultura de la desconfianza, que entorpecen, burocratizan y mediatizan la labor de sus trabajadores, desmotivan el esfuerzo extraordinario y consideran la recompensa justa casi un pecado. Ese es el gran reto para el futuro inmediato en nuestra casa de estudios: producir el gran cambio en la comunidad universitaria, rescatando sus valores, incentivando la creatividad y el desprendimiento de cada uno de sus integrantes, pensando que si San Marcos es el reflejo del Perú, queremos que sea el reflejo de un país más justo y equitativo.

Ahora debemos comprometernos todos los miembros de la comunidad Sanmarquina en general y Sanfernandina en particular a contribuir con nuestro máximo esfuerzo para que en la gestión de nuestra Universidad y Facultad, intensifiquen la lucha para alcanzar la Excelencia, ya que como la primera Universidad y la Primera Facultad de Medicina del país, tenemos la responsabilidad histórica, moral y ética de buscar la eficiencia y eficacia con rostro humano, es decir la Excelencia desde la perspectiva humanista que identifica a nuestra Universidad.

 

 

PRÓXIMOS EVENTOS

Investigaciones de ...

El actual Instituto Centro de Investigaciones de Bioquímica y Nutrición, creado ...

Unidad de Posgrado ...

Más información sobre los programas aquí  

chamilo

Medicina 
 

 Facultad de Medicina UNMSM

San Fernando

Usuarios Av. Grau 755, Lima 1. Ver Mapa

TelefonoCentral Telefónica: (511)-6197000 Anexo 4602
 
portada 

moodle

Scroll to top